Y EL CONSEJO DE ESTA SEMANA ES:

Contramanillar

Utiliza la técnica del contramanillar. Te facilitará muchas veces el cambio de dirección. Si no lo has hecho hasta ahora, sigue este consejo. En una recta despejada de tráfico, circula a una velocidad de unos 50 km/h y con las palmas de las manos en el manillar, haz fuerza hacia adelante con la mano derecha de modo que el manillar gire ligeramente a la izquierda. ¿Hacia dónde va la moto? ¡Sorpresa!: hacia la derecha. El leve giro del manillar hacia la izquierda implica que la moto gire hacia la derecha, el lado opuesto. Una vez habituado, puedes utilizarlo para entrar o salir de una curva, o para inclinar más o menos en plena trazada.

Jugar con las estriberas

Apoyarse en la estribera de fuera de la curva (la derecha en una curva de izquierdas) da más tracción y seguridad. En agua es una técnica muy útil. Entrénalo en un lugar sin tráfico. En recta, cuando presionas la estribera derecha, la moto se dirige a la derecha. Así tienes un recurso más para dirigir la moto.

Deja un comentario

Or

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *